UTA participó exitosamente en Hackaton “MIT Challenge: América Latina vs. COVID-19”

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
En 48 horas, académicos, investigadores y alumnos de la UTA trabajaron para generar proyectos en un contexto global de pandemia, en cuatro ejes temáticos: apoyo al sistema de salud, escasez de suministros y disponibilidad de profesionales clínicos, empoderamiento de la economía informal y prevención de la desinformación en Latinoamérica. En Chile participaron 58 mentores y jueces y 100 participantes de todo el país.

Desde el viernes 19 de junio y durante todo el fin de semana, académicos, investigadores y estudiantes de la Universidad de Tarapacá participaron en la hackaton virtual de 48 horas, organizada por el MIT (Massachusetts Institute of Technology): “Latin America vs. COVID-19”, que se concentró en desarrollar soluciones a la pandemia del coronavirus.

El selecto grupo de 16 participantes de la UTA a este evento, al cual postularon más de 4.000 personas de diversos países fueron: Anton Tiutiunnyk, (Instituto de Alta Investigación), Ricardo Ovalle, (Departamento Ing. Eléctrica y Electrónica), Romina Zambrano, (Ing. Civil Eléctrica), Sergio Medina Vicencio (Ing. Civil Eléctrica), Scarlet Corrales (estudiante carrera de Educación Física), Tammy Bleak (Instituto de Alta Investigación), Melissa Escandón (Ing. Civil Eléctrica), Enzo Collado Morales (Ing. Civil Electrónica), Anton Chadid (Ing. Civil Eléctrica), Mauricio Arriagada (Departamento Ing. Computación e Informática), Barís Klobertanz (Ing. Computación e Informática), Solanch Barrio León (Colegio Cardenal Samoré) y Valentina Viza (estudiante carrera de Ingeniería Civil Electrónica).

En cuanto a los mentores, fueron seleccionados los académicos: Raúl Herrera, del Departamento de Ingeniería en Computación e Informática; David Laroze del Instituto de Alta Investigación y Edgar Estupiñan del Departamento de Ingeniería Mecánica.

En este contexto, el académico y Director del Departamento de Ingeniería Mecánica y quien lideró la participación de la Universidad de Tarapacá. Dr. Edgar Estupiñan Pulido, expresó que la idea de participar en el “Latin America vs. COVID-19”, surgió gracias a invitación por parte del coordinador para Chile del equipo organizador del MIT COVID Challenge, Ignacio Bugueño de la Universidad de Chile. “Con Ignacio hemos estado colaborando por medio de la red FABTEC Chile, en la cual la UTA ha venido apoyando con la fabricación de las pantallas protectoras faciales. Es así como el Decano de la Facultad de Ingeniería, Alejandro Rodríguez Estay, entregó su apoyo desde el primer momento que se planteó la idea de participar de manera Institucional. De esta manera, me encargue de coordinar la participación desde la UTA, promoviendo el evento y logrando el apoyo por parte de estudiantes y profesores de diferentes disciplinas de la Universidad”.

Agregó que, “en la UTA nos comprometimos con la organización en promover el evento tanto internamente como externamente con la Red de Instituciones del CRISCOS. De esta manera se realizó un amplio llamado a participar, tanto a alumnos, como también a académicos, en modalidad de “Participante”, o también como “Mentor”. De todas las postulaciones recibidas desde la UTA, fueron finalmente aceptadas 16 postulaciones como “Participantes” de la hackaton, y 3 postulaciones aceptadas como “Mentores”.

Al referirse a la importancia de la participación de la UTA en esta Hackaton virtual de 48 horas, Edgar Estupiñan destacó que, “estoy muy satisfecho de nuestra participación como Universidad, en un evento organizado por el MIT y apoyado por importantes instituciones y empresas reconocidas internacionalmente. Los principales actores en este caso fueron nuestros académicos, investigadores y alumnos que tuvieron la oportunidad de participar en algunos de los equipos”.

“Contar con 16 postulaciones aceptadas de la UTA, no es menor, en un evento que congregó cerca de 1500 participantes y cerca de 250 mentores, de más 70 países del Mundo, y donde a pesar de ser el inglés el idioma predominante, no fue un impedimento para nuestra participación. De las universidades del norte de Chile, la UTA era la única presente, además de participar universidades del centro y sur del país, como la Universidad de Chile, la Universidad de Concepción, entre otras. Para todos los que tuvimos esta oportunidad de participar, hemos tenido un valioso aprendizaje y experiencia”, resaltó el académico y Director del Departamento de Ingeniería Mecánica de la UTA.

TRABAJO DE 48 HORAS

La hackaton virtual de 48 horas, se inició el viernes 19 de junio, instancia en la cual los participantes se conformaron en cerca de 200 grupos (teams) acorde con sus intereses comunes, para desarrollar sus ideas, todas relacionadas con el contexto actual del COVID19. El sábado 20 de junio, los equipos desarrollaron sus ideas de proyecto con la asistencia de los Mentores, acceso a información y bases de datos puestas a disposición por las organizaciones colaboradoras, para finalmente reunirse el domingo 21 de junio, y exponer sus proyectos al panel de jurados quienes seleccionaron o a los equipos ganadores por cada una de las 10 líneas temáticas definidas.

Es así, como las mejores ideas y equipos tendrán la posibilidad de trabajar en la implementación de su solución con el respaldo de las empresas e instituciones patrocinantes del evento, en un plazo entre tres a seis meses.

Entre los colaboradores del desafío están: UNESCO, AMAZON Web Services, Bayer Pharmaceutical, IBM, Fundación Lemann, Universidad de Santiago de Chile, Tecnológico de Monterrey, Universidad del Pacífico Perú, Insper de Brasil, Universidade Federal De São Paulo, Intersystems, RIMAC Seguros, Credicorp, Airtable, J-Pal y muchos más.

IMPRESIONES UTA

  • Participante: Dr. Mauricio Arriagada Benítez, Profesor Asistente del Departamento de Ingeniería en Computación e Informativa. Facultad de Ingeniería.

Equipo conformado por 7 participantes (3 de México, 1 de Perú, 1 de Brasil y 2 de Chile). “Nuestra solución estuvo pensada en aquellas personas que están más alejadas de las ciudades y, por lo tanto, de difícil acceso en muchos casos donde no pueden tener atención oportuna frente al Covid-19 y otras enfermedades y necesidades. Sectores rurales de todo Latinoamérica donde viven más de 59 millones de habitantes, muchos de ellos en el Amazonas. Es por esto que pensamos en crear un sistema logístico para la entrega de insumos médicos utilizando Drones. Un proyecto que se ha implementado en países como Ruanda y Australia”.

“Es una experiencia que vale la pena hacerla. Digo vale la pena porque, si uno está comprometido con la idea y equipo, prácticamente no se duerme. Durante la competencia hay varias fases que uno puede identificar como, por ejemplo: conformación de equipos, coordinación con el equipo, preparación del proyecto y presentación de proyecto. A simple vista parece algo sencillo, pero en la práctica son varias las horas invertidas en cada una de estas fases, donde incluso falta tiempo. La ganancia está en toda la experiencia adquirida en relación a la organización, el cómo competir, qué considerar en momentos de stress, qué estrategias utilizar, etc.”.

  • Participante: Tammy C. Bleak Troncoso, investigadora del Instituto de Alta Investigación.

Equipo conformado por 5 integrantes (3 de USA, 1 de México y 1 de Chile). “Lo interesante fue que venían de distintos backgrounds como computer science o relaciones internacionales y de distintas universidades como Harvard y Stanford. Nuestro problema a resolver era la desinformación en tiempos de Pandemia. Levantando un movimiento ligado a #Shareyoursources lo cual tras un efecto dominó entrelazaba tanto a usuarios (que reciben las noticias), influencers (marketing), social media, news providers y fact-checkers providers. Todo en una sola plataforma denominada 4FN, la cual contaba además con chatbox directo en la noticia indicando la veracidad de la noticia, detalles de la misma y mayor detalles para usuarios premiun, como chat directo con influencers, estadísticas y comparaciones por países”.

“Esta experiencia me permitió interactuar con personas de muchos lugares, aprender de ellos y sobretodo, me permitió poder aplicar mis conocimientos y habilidades para llevar a cabo un proyecto en conjunto como grupo. No fue fácil, trabajamos arduamente desde el viernes hasta el domingo, pero quedamos muy contentos con lo que logramos como grupo. Definitivamente lo volvería a repetir. Y lo mejor es que pude conocer y crear conexiones con muchos de ellos esperando poder verlos en un futuro”. 

  • Participante: Anton Tiutiunnyk, investigador del Instituto de Alta Investigación

Equipo conformado por cinco integrantes (2 de Chile, 1 de Brasil, 1 de USA y 1 de Colombia). “De 48 horas de hackaton, trabajamos en la idea final durante casi 45 horas. En esos dos días, tuvimos dos reuniones previas ante los jurados, en las que expresaron sus comentarios e instrucciones, y también conversamos con mentores, quienes también hicieron algunos ajustes. Desde la idea inicial de hacer una gran plataforma científica para niños de diferentes edades e intereses, nos enfocamos solo en niños de secundaria y estudiantes de primaria que no tenían acceso a laboratorios. Nuestra idea era crear un laboratorio virtual, realizar experimentos químicos o físicos, en un curso escolar o universitario. Es decir, para que los estudiantes, como en los juegos de computadora, puedan ver todo el proceso, desde la mezcla de reactivos químicos hasta la reacción química final. Además de la idea en sí, también presentamos nuestra visión del problema, nuestra experiencia, nuestra capacidad para realizar esta tarea”.

“Es un evento extremadamente impresionante, intenso e instructivo que crea una experiencia valiosa y, lo que es más importante, amplias conexiones internacionales. Los problemas de educación durante la cuarentena considerados en este evento no conciernen a algunos países virtuales y distantes allí, a saber, los países de América Latina y Chile en particular. Se han hecho todos los esfuerzos para ayudar a 160 millones de niños a recibir una educación decente. Mi equipo incluía a una alumna de secundaria que en sus años de juventud ya participa en eventos en las principales universidades del mundo, lo que puede ser un ejemplo para los estudiantes de la UTA, inspirarlos y motivarlos para la superación personal. También es importante que hoy haya una increíble cantidad de oportunidades para que los estudiantes y profesores implementen sus ideas y proyectos, y UTA, MIT y muchas otras instituciones educativas mundiales estarán felices de ayudarlos en esto, a pesar del Cobid-19 u otros problemas”.

  • Participante. Scarlet Corrales Calvo. Estudiante de la carrera de Profesor de Educación Física de la Facultad de Educación y Humanidades y miembro del Semillero de Investigaciones de la UTA.

“Todo comenzó con la postulación que realizamos los estudiantes del Semillero de investigación de la UTA, en el cual fui seleccionada para participar de este proyecto internacional. Al comienzo no comprendía muy bien la finalidad del mismo, por lo que comencé a tener más comunicación con los encargados, ellos fueron muy amables al entregarme toda la información necesaria para poder realizar de buena manera este proyecto. El proyecto tuvo una duración de 3 días en los cuales debíamos realizar y crear una idea, frente al problema mundial que está siendo provocado por el covid-19. Nos reunieron a todos mediante videoconferencias, y es ahí donde me di cuenta de que estaba compartiendo esta experiencia con personas de diferentes países como México, Perú, Venezuela, Colombia, Estados Unidos, entre otros”.

“Realizamos grupos de 5 a 7 personas con las que compartí durante estos tres días, de forma muy intensa, la experiencia adquirida de poder compartir ideas, críticas, fue algo extraordinario, pude darme cuenta cuán importante es el aprender hablar diferentes idiomas, ya que nunca estaremos ajenos a compartir con ellos. Este proyecto MIT CHALLENGE, hizo que pudiera ver que nosotros si podemos ser parte de las grandes ligas a nivel mundial, solo debemos esforzarnos y aprovechar al máximo cada oportunidad que se nos coloque enfrente. Agradezco a los diferentes mentores que fueron nuestros profesores guías dentro de este proyecto, los que se enfocaron en aprovechar al máximo todos nuestros potenciales académicos. Esta experiencia provocó un cambio muy grande en la visión que yo tenía de las cosas. Mi moraleja es “Siempre debemos estar dispuestos a aprender (idiomas, líneas de investigación, visiones desde puntos de vista diferentes, etc.)”.

  • Participante Solanch Barrio León. Estudiante de Segundo Medio. Escuela de Segundo Medio Escuela Cardenal Samoré y miembro del Semillero de Investigaciones de la UTA.

“Para mí fue una experiencia súper buena ya que me permitió trabajar en equipo y aprender cosas nuevas, como por ejemplo el PITCHI, que es la presentación de una idea expuesta en 3 minutos, donde tenemos que ser capaces de transmitir la problemática, las posibles soluciones y el aporte que tienen nuestras soluciones, esto empleando metodologías que permitan captar el interés de los evaluadores. Por otra parte, el hecho de estar con personas desconocidas fue un poco extraño, pero con el tiempo se pudo entrar en confianza y se realizó un muy buen trabajo, tanto así, que con el equipo tenemos pensando seguir con la investigación y participar en otros proyectos. Considero que el evento me dio una oportunidad más de aprender, y sobre todo a mí, que aún no soy estudiante universitaria. Pienso que tanto la participación en el Semillero de investigaciones de la UTA, como el haber clasificado a este evento, me permite una mejor formación para mi desempeño futuro”.

“Igualmente fue una experiencia en relación con la consagración a una actividad, ya que fueron tres días de trabajo en los que nos levantábamos reunidos y nos acostábamos muy tarde trabajando en conjunto, y haciendo revisiones de la literatura, en relación a la temática. Esto me permitió mejorar mi forma de búsqueda de información, así como, sintetizar la misma y compartirlas con los otros miembros del equipo. El aporte de los mentores fue importante, ya que nos orientaron en la temática y en el enfoque y forma de defender nuestra propuesta”.

  • Participante. Dra. Dayneri León Valladares. Académica del Departamento de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte de la Facultad de Educación y Humanidades.

“Es importante destacar el amplio interés que generó en los integrantes del Semillero de Investigaciones del Departamento de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte, Universidad de Tarapacá, perteneciente al Centro Educar, quienes en su mayoría se inscribieron para participar en un evento que llevó un fuerte proceso de selección, de 4000 inscritos, fueron considerados 2000 participantes. No obstante, en ellos permanece el interés y la motivación en seguir investigando”.

  • Mentor. Dr. Raúl Herrera Acuña, académico del Departamento de Computación e Informática.

“En realidad, fue una experiencia nueva. Mi participación en hackatones anteriores había sido en vivo. En todo caso, fue una muy buena experiencia y afortunadamente, pude dar tips bastante acertados a los participantes. No es como participar en una hackatón en vivo, pero aun así fue una experiencia bastante satisfactoria. 

“Es de gran importancia que la UTA se posicione de manera continua en estos entornos de colaboración tecnológicos. Creo que tenemos el capital humano y el conocimiento para generar ideas y soluciones, tanto a nivel local, nacional y, por qué no, mundial. Tener la posibilidad de entablar equipos de trabajo con universidades y otros países nos permitirá dar también visibilidad a nuestro trabajo y capacidades”.

Cerrar menú
X