Rector de la UTA se hace presente en el ingreso de iniciativa convencional que crea un estatuto constitucional para universidades estatales regionales y de zonas extremas

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Iniciativa elaborada por el convencional quechua Wilfredo Bacian, fue presentada en la sede de la CC junto a los rectores de la UNAP, Alberto Martínez Quezada y el Rector de la UTA, Dr. Emilio Rodríguez Ponce y que cuenta con los aportes de la y los rectores de las distintas universidades regionales pertenecientes al CUECH.

Este jueves 27 de enero, se reunieron en la sede de la Convención Constitucional en Santiago, como representantes de las universidades estatales regionales y de zonas extremas, los rectores del CUECH, Alberto Martínez Quezada de la UNAP y el Dr. Emilio Rodríguez Ponce de la UTA, junto a otras autoridades universitarias para presentar a la presidenta de la Convención, María Elisa Quinteros, la iniciativa que crea un “estatuto constitucional para las universidades estatales regionales y zonas extremas”, para que sea incorporada en la nueva Carta Magna que asegure el carácter estatal, público y el aporte al desarrollo territorial que realizan las universidades regionales y de zonas extremas.

En la ocasión, también participaron algunos convencionales de escaños reservados que forman parte de la Coordinadora Plurinacional y Popular, entre ellos, el constituyente quechua, Wilfredo Bacian, principal promotor del proyecto y los convencionales de la Región de Arica y Parinacota, Carolina Videla y Jorge Abarca, quienes expresaron la importancia de que las universidades que se encuentran fuera de Santiago estén al servicio de lo que cada región necesita, comparándolo con la situación de los pueblos originarios y su supervivencia.

“Como sabemos, las universidades están aquejadas de un desfinanciamiento crónico, de un abandono del Estado, creemos que las universidades deben financiarse de los procesos descentralizadores que pretendemos plasmar en esta nueva constitución (…) La ciencia no se hace solo desde Europa ni desde la capital y en los particular los pueblos originarios de las regiones hemos sobrevivido durante miles de años en estas tierras, por lo tanto, portamos un conocimiento que debe ser relegado y valorado en un proceso de cambio climático y crisis ambiental a nivel mundial”, destacó el propulsor de la iniciativa el constituyente quechua, Wilfredo Bacian.

El rector de la Universidad Arturo Prat, Alberto Martínez, quien también es uno de los impulsores de la iniciativa, señaló por su parte que esta es una oportunidad histórica para que las universidades regionales estatales puedan cambiar la realidad de las últimas décadas, emplazando al Estado a que se haga cargo de darles una mano, pues generan una vinculación que aporta en el desarrollo de los territorios: “Nosotros hoy competimos no sólo por los estudiantes, competimos por los recursos, por los académicos para formar nuestras claustros, competimos con una infinidad de situaciones que consideramos que no corresponden”, señaló el rector de la UNAP.

Financiamiento Estatal

Sumado a lo anterior, los rectores destacaron y agradecieron a los convencionales pertenecientes a pueblos originarios por impulsar esta iniciativa, la cual le da un sentido potente a lo que es el rol de las Universidades estatales. De igual forma, coincidieron en la importancia histórica de la iniciativa y en identificar el financiamiento estatal de las universidades como uno de los aspectos centrales.

Al respecto el Rector de la Universidad de Tarapacá, Dr. Emilio Rodríguez Ponce, precisó que para “romper con el capitalismo académico, debe haber una vocación al desarrollo territorial y financiamiento total o cabal. Asimismo, el quehacer de las instituciones debe ser sin costo, no debe haber cobro por aranceles”, enfatizando en que la norma debe señalar sin ambigüedad y con audacia, que el financiamiento debe ser cien por ciento por parte del Estado.

Iniciativa Convencional Constituyente que crea un Estatuto Constitucional para las Universidades Estatales Regionales y de Zonas Extremas

En el documento suscrito por los convencionales, destaca la iniciativa de impulsar esta propuesta que permita descentralizar y dar autonomía a las universidades estatales. “Es fundamental poder desarrollar una norma que permita enfrentar la necesidad de contar con un estatuto constitucional diferenciado para las universidades regionales, las que deben estar dedicadas al desarrollo de la región y su territorio, así como a relevar los conocimientos, tradiciones, identidad y prácticas locales. Mediante este documento se pretende poner en conocimiento de la ciudadanía la necesidad de crear un estatuto constitucional de las universidades estatales regionales que vele por su democratización en el contexto de la tri estamentalidad, su vocación por el territorio, su contribución a la identidad regional, el relevamiento de las realidades locales y de sus sistemas de conocimiento y tradiciones”.

Igualmente, se releva el rol del Consorcio de Universidades del Estado de Chile, CUECH, que reúne a dieciocho universidades del Estado a lo largo de todo el país y cuyo compromiso está orientado a la búsqueda de la verdad en un marco de pluralismo y tolerancia; con el desarrollo nacional y regional; con el desarrollo de la ciencia básica e investigación de acuerdo a los parámetros del Estado, entendiendo desde sus inicios que el objetivo esencial de una universidad es crear, transmitir y mantener el conocimiento alcanzado por la sociedad a través del tiempo, mediante la docencia, investigación y extensión. En base a esto, su misión es constituir un marco institucional de carácter permanente para desarrollar la coordinación, cooperación y complementación de todas las actividades propias de las universidades estatales, propiciando el espacio común que fortalezca sostenidamente a sus instituciones, impactando tanto en el ámbito externo como en el interno.

Por todo lo anteriormente señalado, la propuesta presentada a la Convención Constitucional busca la creación de una norma constitucional que permita otorgar financiamiento fiscal asegurado a las universidades estatales regionales, y reconozca la importancia y aporte que estas instituciones realizan al desarrollo del país, pretendiendo corregir el abandono histórico del Estado hacía dichas instituciones, obligando al fisco mediante una nueva norma, a que se haga cargo de las Universidades Estatales Regionales, ya que actualmente su financiamiento con aportes fiscales equivale a solo un 26% de sus presupuestos anuales.

Para revisar en detalle la iniciativa presentada:

Cerrar menú
X