Académica del Departamento de Ciencias Históricas y Geográficas culmina pasantía doctoral en la Universidad de Newcastle, Inglaterra

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
La profesora Mónica Meza Aliaga, geógrafa del Departamento de Ciencias Históricas y Geográficas de nuestra Universidad, acaba de culminar su estancia doctoral internacional de 5 meses en la Universidad de Newcastle.

La Universidad de Newcastle es una institución que se sitúa en la Ciudad de Newcastle Upon Tane en el noreste de Inglaterra y cuenta con una escuela de Geografía, Política y Sociología (GPS) que ha clasificado dentro de los 30 departamentos de geografía más importantes del mundo. La mayor parte de la investigación desarrollada en este departamento es líder mundial y posee un excelente nivel internacional clasificándose como líder a nivel internacional en términos de originalidad, importancia y rigor.

La Universidad de Newcastle cuenta además con el Centre for Latin American and Caribbean Studies (CLACS) que posee fuertes vínculos con comunidades más amplias de estudios, formando parte de los comités directivos de importantes sociedades científicas y sus grupos de estudio especializados, como la Sociedad de Estudios Latinoamericanos, la Asociación de Estudios del Caribe, Asociación de Estudios Latinoamericanos (Raza, Etnicidad y Pueblos Indígenas) y Royal Geographical Society (Grupo de Investigación de Áreas en Desarrollo).

“Mi investigación doctoral trata en líneas generales sobre la ocupación y producción del espacio geográfico fronterizo, para el análisis he tomado unidades territoriales representativas en el altiplano chileno y boliviano. En esta línea cobra relevancia la dimensión de lo cotidiano y del habitar, por lo que se plantea la necesidad y posibilidad de profundizar en la geopolítica cotidiana de estos espacios, razón por la que escogí para mi pasantía doctoral la Universidad de Newcastle donde trabaja el Dr. Matthew Benwell, investigador de la Escuela GPS y del CLACS, quien se encuentra investigando acerca de la creación de pasados geopolíticos, presentes y futuros en Gibraltar, geopolítica cotidiana y emocional de los habitantes de las islas Falkland y fronteras cotidianas entre Chile y Argentina, específicamente en Aysén”.

Para la profesora Meza la posibilidad de haber compartido puntos de vista y problemas de investigación con el Dr. Benwell, favorece el trabajo conjunto y el planteamiento de nuevas preguntas de investigación, lo que es propio del proceso de desarrollo de una tesis doctoral. “Lo más importante de la experiencia fue la posibilidad de articular redes y proyectar la investigación futura en torno a la escala de la geopolítica cotidiana de espacios de frontera, tanto para Chile y Bolivia como para toda Latinoamérica, pues en el CLACS tuve la oportunidad de compartir también con colegas que se encuentran trabajando transdisciplinarmente en Ecuador, Perú, Colombia y Chile”.

Otro punto que la profesora Meza destaca fueron las reuniones con la directora de CLACS para conversar acerca de la firma de un convenio de cooperación entre la Universidad de Tarapacá y la Universidad de Newcastle. “Me reuní con la directora en ejercicio y con la futura directora del CLACS, pues el centro se halla también en proceso de cambio. Tanto Patricia Oliart como Rosaleen Howard mostraron bastante interés, ya que vinculados al CLACS se encuentran investigadores trabajando acerca del norte de Chile, tanto en líneas de geografía física como humana e incluso investigadores de la School of Modern Languages, por lo que un convenio entre nuestras instituciones facilitaría de manera importante la cooperación mutua”.

Para Mónica Meza es importante que Universidades extranjeras europeas establezcan vínculos con universidades regionales chilenas, esto debido a que su estancia doctoral en Newcastle fue posible gracias al convenio que la Pontificia Universidad Católica de Chile, casa de estudios donde ella se encuentra haciendo su doctorado, posee con la Universidad de Newcastle. “Sin duda que contar con vínculos formales entre universidades regionales como la UTA y universidades extranjeras de prestigio ayuda significativamente a la descentralización de Chile, abriendo posibilidades de intercambio para estudiantes y académicos y académicas, de manera que las conversaciones para establecer estos vínculos de cooperación continuarán este año 2020”, señaló la profesora Meza.

Por último, la profesora destaca el interés de la comunidad ligada al CLACS en los temas de contingencia política y sobre el movimiento social en Chile. “Fue tanto el interés que provocó el despertar de Chile en el extranjero que, junto a la directora del CLACS Patricia Oliart, y dos doctorantes chilenos de la Universidad de Newcastle y de la Universidad de Northumbia, organizamos un coloquio al que llamamos Whats is going on in Chile?”. Este coloquio también contó con la participación vía Skype de académicos de la Universidad de Chile y Universidad Austral de Chile expertos en movimientos sociales y se llevó a cabo el 30 de octubre pasado.

“Lo más interesante del coloquio fue la posibilidad de conversar con la audiencia acerca de las profundas desigualdades que en Chile impuso el modelo neoliberal y de la esperanza de cambio que provoca este descontento generalizado acumulado por años. Muchas veces se dice que Chile es el único país del mundo con el recurso agua privatizado, sin embargo, en Inglaterra también lo es, con mayores regulaciones, pero privado al fin y al cabo, por lo que los asistentes creen que Chile es un ejemplo de lucha contra un modelo que muestra evidentes síntomas de agonía y ven en este movimiento la esperanza de una propagación contra el abuso y la desigualdad exacerbada, pues no es propia de países como el nuestro, sino que se ha normalizado y muchos temas estratégicos terminan desapareciendo de la discusión, pero están igualmente presentes en Europa, lo que justifica cada vez más un proceso de cambio desde, para y por nosotros en el nuevo Chile” culmina la geógrafa.

Cerrar menú