Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Dr. Sergio González Miranda, diario La Estrella de Iquique, edición 14 de enero 2022.

En esta semana se está desarrollando la Feria Internacional del libro de Bio Bio, FILB, organizada por la Universidad de Concepción, con el apoyo de la FIL de Guadalajara. Allí, en ese amplio prado de un verde intenso comenzó a escucharse la palabra con sentido en la voz de Damiela Eltit, mientras vemos a niños jugando, y sus padres mirándolos y escuchando a la escritora. Así se une la academia con la comunidad en una universidad abierta y de espíritu libre.

Caminando vemos en las esquinas la figura inconfundible de Gonzalo Rojas, el poeta chillanejo, patrimonio del Bio Bio, entonces escuchamos su palabra nuevamente, con sus recordadas preguntas, en la erudita conferencia de la escritora Ana Pizarro. La universidad de Concepción ha creado la cátedra Gonzalo Rojas, lo que es un elogio al poeta y un acierto de las autoridades.

La palabra transformada en libros es ofrecida por 150 editoriales para una interminable fila de potenciales lectores, que se llevarán obras imprescindibles a sus hogares.

La palabra transformada en discursos y conversaciones es creación de 70 autores y autoras que, venidos de la propia región del Bio Bio, de otras regiones del país y del extranjero, le dan un ambiente intelectual que tanto echábamos de menos después de dos años de restricciones.

Este acierto de la universidad de Concepción quizás sea el impulso inicial de un cambio cultural en Chile, donde nuevamente volvamos a encontrarnos en torno a la palabra transformada en libros físicos, que se pueden tocar, leer sus índices, sentir el papel. Mientras en las carpas con los nombres de Marta Brunet, Marcela Paz y Gonzalo Rojas, los autores presentan sus obras editadas en estos dos años de silencio.

“La palabra transformada en libros es ofrecida por 150 editoriales para una interminable fila de potenciales lectores, que se llevarán obras imprescindibles a sus hogares”.

Cerrar menú
X